Card image cap

Cosas que debes saber antes de contratar a un profesional SEO

Muchas empresas han decidido apostar por contratar a un profesional SEO para mejorar la presencia de su web en buscadores y multiplicar sus visitas. Sin embargo, a diferencia de lo que muchos emprendedores piensan, hacer que nuestra web aparezca en las primeras posiciones de las búsquedas de Google no es fácil. Requiere tiempo, esfuerzo e inversión.

 

Contratar a un profesional del SEO puede ser un primer paso. Sin embargo, mejorar el posicionamiento de la página de una empresa suele ser un proceso a largo plazo, que requiere un esfuerzo para adaptar la web y sus contenidos. Además, para conseguir resultados, también es necesario invertir en el desarrollo de las estrategias que se planteen para atraer tráfico a la web y generar ventas.

 

Por otro lado, es habitual encontrarnos con profesionales dedicados al SEO que no acaban de explicar cómo van a hacer que una web tenga más visitas o genere más ventas. Los empresarios y emprendedores deberían entender bien qué métodos se van a realizar para mejorar el posicionamiento de una web y saber medir los resultados que presenta la agencia de SEO. Por eso, te damos algunas nociones de términos relevantes que te ayudarán en este proceso.

 

 

SEO On Page y SEO Off Page

 

A la hora de plantear una estrategia de posicionamiento SEO, un profesional especializado en posicionamiento nos expondrá una serie de acciones On Page y Off Page que pueden ayudarnos a mejorar el SEO. Las acciones de SEO On Page serían aquellas acciones que realizamos en nuestra propia web para optimizar el SEO.

 

Mientras que el SEO Off Page se refiere a las acciones que realizamos fuera de nuestra web para aumentar la presencia y el tráfico en Internet, impulsando también el SEO de la página. Hablamos de estrategias de Link builiding, presencia en redes sociales, difusión de contenidos, etc.

 

 

Optimizar el SEO de una web no es lo mismo que mejorar su posicionamiento

 

Esta es una de las confusiones que se suelen dar a la hora de contratar servicios de SEO. No es lo mismo optimizar el SEO de una web que ver reflejado en las búsquedas de Google la mejora del posicionamiento de esa página.

 

La optimización del SEO de una web suele consistir en la realización de una auditoría del posicionamiento de la web y la propuesta de mejoras que se enmarcan en el ámbito del SEO On Page, como la optimización del contenido y la estructura web, la mejora de la velocidad de carga o del enlazado interno, entre otras.

 

Mejorar el posicionamiento de la web va más allá. Además de tener la página de empresa optimizada, es necesario desarrollar estrategias de SEO Off Page más amplias, como llevar a la práctica estrategias de Link building con enlaces de calidad; ampliar su difusión en redes sociales y otros blogs; realizar acciones para aumentar el tráfico que interesa a nuestra web y retener a los usuarios, etc.

 

Además, es necesario realizar una monitorización de la evolución del SEO de la web para comprobar que, efectivamente, las acciones realizadas dan resultado o modificar aquellas que no funcionan. Todo ello, lleva meses para que empiece a dar sus frutos.

 

 

Black Hat SEO y White Hat SEO, las dos caras del posicionamiento en buscadores

 

Una de las cosas que debemos preguntar al profesional SEO que vamos a contratar es qué técnicas usa para posicionar una web. En este sentido, conviene saber que las técnicas Black Hat SEO son aquellas con las que se pretenden engañar a Google con estrategias poco éticas que contradicen sus directrices.  Este tipo de estrategias está penalizada por Google y entraña riesgos.

 

Frente a esta forma de hacer SEO, existe el denominado White Hat SEO, que postula la optimización del SEO On Page y Off Page siguiendo las directrices de Google y aprovechando la información que ofrece el buscador sobre cómo quiere que se organice la información de una web para que su indexación sea más efectiva.

 

 

El SEO tarda meses en mostrar resultados

 

El posicionamiento en buscadores es un proceso que exige esfuerzo y mucha paciencia. En un mes no se consiguen grandes resultados, hace falta al menos 6 meses para que las medidas puestas en marcha se dejen notar en Google. Por eso, no debería confiar en aquellas agencias que aseguran que llevarán a su web a la primera página de Google en cuestión de semanas.

 

 

Las acciones SEO requieren de esfuerzo e inversión

 

Google premia con las primeras posiciones de sus búsquedas a las páginas más relevantes para los usuarios. La popularidad online, medida en visitas, enlaces entrantes, tiempo de permanencia en la página y conversiones, es esencial para hacer que una página web sea atractiva a los ojos de los buscadores.

 

Por eso es importante que las empresas que apuestan por el posicionamiento en buscadores como estrategia tengan presente que muchas de las recomendaciones del profesional SEO requieren de esfuerzo y dinero. 

 

Hay que generar contenidos de calidad, crear comunidades en redes sociales que confluyan en nuestra web y desarrollar estrategias de Marketing Digital que proporcionen enlaces y visitas de calidad hacia nuestra página corporativa. Y eso tiene un coste.